En el año 1964 los míticos Beatles saboreaban las mieles de éxito encadenando hit tras hit. Es precisamente durante una larga jornada de trabajo de aquel año cuando  Ringo Starr  hizo referencia al duro día que habían tenido, pero al mirar a la ventana se dio cuenta de que ya no era de día sino de noche, y entonces pronunció la fraseIt’s been a hard day´s night”. Esta curiosa anécdota sirvió para bautizar a una de las canciones en las que el grupo estaba trabajando, y que posteriormente daría también nombre al disco homónimo, el tercero de su por entonces corta carrera, pero que no tardaría en convertirse en un álbum de culto que ocupó la primera posición de las listas de éxitos a ambos lados del Atlántico. A Hard Day’s Night también daría título al film que reflejaba, con cierto aire documental, la vida de fama y despreocupaciones de los chicos de Liverpool.

Más de 50 años después todavía la canción goza de la misma frescura original, no en vano en el mismo Liverpool hay un hotel bautizado con su nombre. Pero en España no queremos ser menos, y encontramos sentidos homenajes como el ejemplo el que nos ocupa: un Spa tradicional inglés situado en pleno centro de Madrid donde disfrutar del tratamiento “Hard Day’s Night”.

La responsable de tan genial idea han sido la empresa Lush (con sede en la ciudad inglesa de  Poole), una marca en estos momentos celebra sus 20 años fabricando y vendiendo cosméticos frescos de gran calidad hechos a mano, y  caracterizada por una defensa a ultranza de los animales, como lo demuestran en su negativa a comprar ingredientes a empresas que utilicen animales en el testado de cualquiera de sus productos. Conviene además dejarnos aconsejar por las expertas dependientas, que nos recomendarán el producto que más se adapte a nuestras necesidades, y es que la excelente atención al cliente también es una seña de identidad de la marca.

Con más de 800 tiendas distribuidas en 49 países,  la tienda localizada  en Madrid (C/ del Carmen, 24 ) tiene el orgullo de ofertar varios tratamientos en su cuidadísimo y elegante Spa. Si cruzamos la tienda hasta el final de la sala nos encontraremos con una puerta que nos alejará del bullicio, siendo transportados a una típica casa inglesa donde no faltan los detalles,  la cuidada ambientación está presente también en las habitaciones donde recibimos el tratamiento. En el caso de Hard Day’s Night los masajes de las técnicas de estiramientos de El Circo del Sol se entrelazan con la música homenaje a los Beatles compuesta para la ocasión (la marca tiene su propio sello discográfico) , y todo ello aderezado con perfumes que van variando a medida que avanza la sesión. Esta sinergia de elementos relajantes hace que nos encontremos ante una experiencia multisensorial, diseñada para relajar cuerpo y mente, y para permitir dar el merecido descanso a nuestro cuerpo recuperando la calma y el sosiego (si te duermes en el masaje  no serás  el primero). Tras finalizar los estiramientos y masajes, dejaremos atrás nuestras tensiones y estrés y recibiremos con buen agrado esa taza de té caliente con galletas que nos espera en la mesa de la cocina de tan singular Spa.

Sin duda estamos ante una de las experiencias más beatlemaniacas y relajantes de la capital, de la que saldremos con los ánimos por las nubes y ,por qué negarlo, tarareando alguna de las pegadizas melodías de nuestros admirados y eternos Beatles …..“When I’m at home everything seems to be right, When I’m at home……”

Comprar Tratamiento SPA Hard Day’s Night
Un tratamiento muy placentero inspirado por la música de los Beatles y por el hotel Hard Days Night de Liverpool para relajar cuerpo y mente.