Portada Las oscuras manos del olvidoUno de los mejores guionistas de nuestros país formando pareja, de la que ya casi podríamos hablar como ente unitario, con uno de los mejores dibujantes también de nuestro país. Cava y Seguí. Seguí y Cava.

Partiendo de su amado genero negro, al que una y otra vez recurre Cava, el guionista realiza una aproximación al mundo del terrorismo vasco con ETA y sus alcantarillas político militares.

Un mafioso marsellés, intentando saldar una cuenta pendiente en forma de promesa a un asesinado por la banda terrorista,se mete de lleno en la búsqueda de un nombre,Itzala, un alias, que lo conducirá a lo más profundo del entramado terrorista. ETA, GALS, Servicios de inteligencia, mafia, etc… Donde acaban las conexiones de unos y otros es algo que nuestro protagonista irá descubriendo paso a paso en su investigación

Una historia que con este trasfondo está llamada desde su gestación a la polémica, pero que desde un punto de vista formal no admite mucha discusión al afirmar que la diversión y la tensión narrativa está más que asegurada.

Pese a que por momentos la profusa y culta prosa de Cava puede hacernos incurrir en la desconexión, hay que decir que la perfecta comunión con el dibujante Seguí y las grandes dotes para la narración de este último consiguen que el relato llegue a buen puerto de principio a fin.

Gustará a los habituales de Cava y a los seguidores del polar. Supongo que dejará opiniones encontradas a todos aquellos que se acerquen al relato por cuestiones ajenas a lo comiquero y más cercanas a lo político.


[AMAZONPRODUCTS region=”es” asin=”8467915366″]