Como borregos, de Kiko Pérez

La verdad es que éste tomete tenía desde el principio dos puntos a su favor para terminar en mis estantes:

1º – Que los protagonistas son ovejos. En casa tenemos cienes de ovejos pelucheros. Es una manía de mi queridísima costilla…
2º – Que en su origen ésto se publicó online y me cayó en gracia.

Con semejantes puntos a favor era inevitable su adquisición.

¿Y qué me he encontrado en el tomo? Pues lo que esperaba: chistes a una página de una o varias viñetas en algunas ocasiones, invitaciones a reflexionar en otras y un dibujo muy agradable a la vista en todas ellas.

En mi humilde opinión una amena y entretenida lectura.

[AMAZONPRODUCTS asin=»8492534214″]