Muy poquita gente no está enterada de las continuas revelaciones que surgen de Wikileads. El contrapunto cómico lo pone el dibujante Randy Bish desde el Pittsburgh Tribune-Review