Debido a su contenido o, mejor dicho, a la somera reinterpretación que se hace de éste, muchos títulos son rechazados o “apartados” de las librerías de los EEUU. A través de Tim Leong, la Comic Book Legal Defense Fund ha querido mostrar gráficamente las razones por las que ciertos cómics son “baneados”. El resultado es sorprendente, ¿alguien ha pensado que Bone incita al alcoholismo?. Pues eso…

Motivos cómics prohibidos