Portadas Omega the Unknown - 1Me pregunto a menudo qué pensaban los autores de cómics de antaño, cuando Marvel era la editorial más exitosa y revolucionaria. Y también trato de imaginar cómo debe haber sido escribir para Marvel, siguiendo los pasos de gigantes como Stan Lee, Jack Kirby o Steve Ditko (y sus icónicas creaciones: Fantastic Four, Spider-Man, X-Men, Thor, Iron Man, Doctor Strange, etc.).

Escribir superhéroes puede ser un asunto complicado. No es nada fácil inventar superpoderes, villanos, identidades secretas y todo lo demás a un ritmo mensual. Y sin embargo, Stan ‘el Hombre’ Lee y Jack ‘Rey’ Kirby lo hicieron. Pero el Universo Marvel siguió expandiéndose, sumando nuevos personajes y reinventando a los antiguos. Llega un momento, creo yo, cuando el escritor de cómics debe sentir que se le acaban las ideas. ¿A dónde vas? ¿Qué nuevo enfoque puedes usar para tus historias? ¿Cómo haces para que tu título sea más original o interesante que aquellos que te precedieron?

Supongo que Steve Gerber y Mary Skrenes se hicieron esas preguntas, pero a diferencia de otros escritores, ellos sí tenían una respuesta. Y esa respuesta fue “Omega the Unknown” # 1 (publicado en mayo de 1976). Desde el comienzo era evidente que Gerber y Skrenes tenían una perspectiva más madura; un movimiento audaz en una era en la que los cómics, todavía, eran leídos sobre todo por niños. Omega es un guerrero silencioso y misterioso; a primera vista, podría asemejarse a alguien como Superman. Viene de una galaxia lejana, es el último de su raza y él único heredero de un gran poder. Pero ahí se terminan las similitudes. Porque Omega no es un superhéroe en sentido estricto. Él es una incógnita, una manifestación de lo desconocido.

Omega nunca parece actuar por su propia voluntad simplemente va a la Tierra porque debe estar aquí. Y una vez que llega a nuestro planeta, es obligado a intervenir en situaciones que algunos considerarían heroicas. Excepto que nunca toma la decisión conciente de ser un héroe. Lo que define a un héroe es precisamente la elección, algo que nunca está presente en la mente de Omega. Por ejemplo, al leer “La Ilíada”, entendemos que, después de muchas dudas iniciales, Aquiles decide ayudar a los aqueos y pelear contra los teucros. La pelea en sí misma no es más heroica que, digamos, una hormiga o una abeja que protege su colmena. Pero los insectos están biológicamente programados para hacer eso. No hay elección, y sin elección no podemos hablar de heroismo. Aquiles es un héroe porque cuando corazón le aconseja retirarse, optar por la seguridad, él de todos entra al campo de batalla. De acuerdo con esta definición, Omega no es un héroe. Como un autómata, él nunca elige, simplemente hace.

Portadas Omega the Unknown - 2El verdadero héroe de la historia es James-Michael Starling, un muchachito de 12 años que, por alguna inexplicable razón, sueña con un mundo alienígena y su campeón: el guerrero llamado Omega. En el primer número, los padres de James-Michael son destruidos en un accidente automovilístico. De hecho, tras la explosión, se derriten frente al niño, revelando que son androides. ‘No escuches las voces en tu cabeza’, son sus palabras finales. James-Michael es hospitalizado, y pronto atrapa la atención de un doctor. El chico Starling es más brillante que cualquier otro chiquillo, sin embargo es tan frío como una máquina. Perder a sus padres no tiene ningún efecto en él, nunca parece estar agitado, o asustado, o feliz, sólo los más minúsculos detalles indican que él, de hecho, tiene emociones humanas. Y su elevado coeficiente intelectual, su extenso conocimiento de ciencia y química, su complejo vocabulario y su comportamiento sin emoción son muy impresionantes. Poco después, Ruth Hart –una enfermera del hospital– y su compañera de cuarto Amber Grant deciden adoptar a James-Michael.

La adaptación de James-Michael a la fea realidad de la Cocina del Infierno (la zona más peligrosa de New York) es dolorosa (“el hedor del excremento humano” en el edificio de Ruth y la invasión de cucarachas serán los problemas más inofensivos que tendrá que enfrentar); esto se complementa con las inusuales aventuras de Omega. Hay una fricción, un impasse no resuelto entre el hombre y el niño: Omega es mudo pero se las arregla para comunicarse con los demás, James-Michael tiene un vocabulario muy avanzado pero la sofisticación de sus frases le impide hablar con gente ‘normal’; Omega tiene poderes pero no la capacidad de tomar decisiones, James-Michael no tiene poderes pero elige vivir con Ruth y Amber; Omega viene de otro planeta y no obstante empieza a ser aceptado en nuestro mundo, James-Michael es constantemente rechazado por sus compañeros de clase. Y hay un enlace invisible que los une.

Página Omega the Unknown - 01Gerber y Skrenes enfatizan el poder latente de Omega, pero no sus logros. Cuando un ladronzuelo dispara contra Omega, él es herido (y debe buscar atención médica). Cuando pelea contra Elektro, muerde el polvo; es subyugado incluso por villanos de poca monta como El Gato (un brujo sudamericano que puede controlar a los gatos); de hecho, cuando Omega se enfrenta con ‘Llave de tuercas’ (un obrero desempleado armado con una llave de tuercas y un revólver) es vencido (aunque tiene una excusa válida: se intoxica luego de ingerir alcohol por primera vez; por lo tanto sus reflejos y agilidad se ven disminuidos); cuando lucha contra Nitro experimenta mucho dolor y agonía. Una y otra vez, fracasa. Eso debe haber enfurecido a los lectores de la época. Después de todo, ¿qué tipo de superhéroe tendría tantos problemas frente a oponentes tan débiles? Porque incluso si Omega sobrevive o tiene algún tipo de victoria pírrica, la verdad es que él nunca es tan eficiente como un superhéroes promedio. Se esfuerza al máximo, sufre, recibe heridas y queda exhausto, y a veces su única recompensa es escapar con vida. Nunca es realmente triunfante. Esto se hace aún más evidente cuando se encuentra de casualidad con Blockbuster (un viejo enemigo del Capitán América), al principio, los dos hombres se atacan, pero luego Omega ve que Blockbuster solamente está robando un banco, y se da cuenta de que arriesgar su vida para salvar un maletín lleno de ‘papeles’ (en realidad, miles de dólares) es ilógico. Y deja que el villano se vaya, enfureciendo así a la muchedumbre que ha observado la escena.

Página Omega the Unknown - 02Pero al mismo tiempo, el mundo de James-Michael Starling se torna más y más dramático. Él tiene 12 años y debe aprender a lidiar con la atracción que siente hacia Amber, la sensual chica que trabaja como fotógrafa del Daily Bugle; hay una escena hilarante que ocurre cuando Amber está discutiendo sobre su cheque con J. Jonah Jameson y James-Michael la ayuda a conseguir una mejor tarifa, Peter Parker, por supuesto, queda impresionado con el persuasivo discurso del niño. Pero después de vivir aislado y ser educado en su casa toda su vida, la Cocina del Infierno es un verdadero infierno para el chiquillo. La pobreza, los borrachos, los vagabundos, son algo que no puede soportar (en una ocasión, él y Amber piensan que un inconsciente Bruce Banner es es otro mendigo alcoholizado, hasta que se convierte en Hulk). Pero nada puede ser comparado con la tortura del colegio público, con su comida indigesta, los malos profesores y los alumnos abusivos. James-Michael, con sus palabras rebuscadas, su buena conducta y su inteligencia inmediatamente se convierte en el blanco de los chicos más pendencieros del colegio. De pura suerte conoce a John Nedley y Dian Wilkins, y por primera vez en su vida entiende el valor de la amistad. No obstante, uno de los alumnos más agresivos y abusivos atrapa a John Nedley en el baño y le saca la mugre. El resultado: el chico es hospitalizado. El nivel de brutalidad y violencia nunca es explícito, pero el artista Jim Mooney se las arregla para transmitir una sensación de desesperación, de frustración e impotencia cuando James-Michael se da cuenta de que no hay nada que él pueda hacer para protegerse a sí mismo o a sus dos mejores amigos: “Sobrevivir en circunstancias siempre cambiantes implica -exige- una capacidad de aprendizaje, de adaptación, de crecimiento. La agitación retorcida, la preocupación a la distancia, la postura del insensible, del observador no intrusivo… quizá ya no sean suficientes si la existencia debe consistir en algo más que caminar como un sonámbulo”.

Página Omega the Unknown - 03Gerber y Skrenes se adelantaron a su época. Este tipo de enfoque hubiese encajado a la perfección en el mercado de ‘lectores maduros’ de hoy, pero en los 70, este título experimental fue cancelado a causa de sus bajas ventas. Omega the Unknown # 10, publicado en setiembre de 1977, fue el número final. John Nedley regresa al colegio y, de nuevo, es la víctima de los abusivos, y muere a manos de ellos. El funeral es un momento muy impactante, no sólo para el lector sino también para James-Michael, que simplemente no puede entender los niveles de violencia que ve en su colegio, una violencia que se incrementaría en la vida real, como hemos visto luego de tantos tristes incidentes en colegios de Estados Unidos.

James-Michael es confrontado con dos opciones. Tratar de ser tan valiente como Aquiles y prepararse para la batalla u obedecer su instinto de auto-conservación y escapar. Por supuesto, fiel a su inteligencia superior hace precisamente eso: huye. Es acompañado por Dian Wilkins, la única amiga que le queda. Al mismo tiempo Omega, influenciado por los patrones mentales de James-Michael, siente la compulsión de conseguir dinero. Usa sus poderes en Las Vegas, y gana miles de dólares en una sola noche, pero eventualmente se encuentra en el lugar equivocado, en el momento equivocado, y es acribillado por policías que lo confunden con un criminal. Omega muere, la colección muere. Y la iniciativa de ir más allá de los límites del género de superhéroes muere también.

En 1979, Steven Grant y Herb Trimpe intentaron ‘resolver’ el misterio de Omega en las páginas de “Defenders” # 76 y 77. ¿Quién era Omega el Desconocido? ¿Cuál era la naturaleza de la relación entre Omega y James-Michael Starling? No obstante, al intentar darle una respuesta a todos los argumentos secundarios dejados por Gerber y Skrenes, Grant simplifica en exceso la esencia enigmática de la colección, entregando un enredado ‘origen secreto’ para Omega; y termina poniéndole un final muy amargo a la vida de James-Michael, un personaje que era tan cautivador y lleno de potencial. Aunque duró poco, Omega the Unknown es un clásico indisputable de los 70s.

Omega: The Unknown Classic TPB (Tapa blanda)


List Price: EUR 26,29
New From: EUR 30,55 EUR In Stock
Used from: EUR 28,40 In Stock
buy now