Inicio / Críticas / Crítica Headhunters

Crítica Headhunters

TÍTULO ORIGINAL Hodejegerne (Headhunters)
AÑO 2011
DURACIÓN 98 min.
PAÍS [Noruega] DIRECTOR Morten Tyldum
GUIÓN Lars Gudmestad, Ulf Ryberg (Novela: Jo Nesbø)
FOTOGRAFÍA John Andreas Andersen
REPARTO Aksel Hennie, Synnøve Macody Lund, Nikolaj Coster-Waldau, Joachim Rafaelsen, Gunnar Skramstad Johnsen, Lars Skramstad Johnsen, Signe Tynning, Baard Owe
PRODUCTORA Nordisk Film / ARD Degeto Film
GÉNERO Thriller. Comedia Negra
SINOPSIS Roger es un reputado cazatalentos noruego que vive en una maravillosa casa de campo con su esposa Diana, la bella propietaria de una galería de arte. En realidad, está viviendo muy por encima de sus posibilidades; si puede mantener ese ritmo de vida es gracias a que se dedica a robar obras de arte. En la inauguración de una galería, su esposa le presenta a Clas Greve, que, además de ser el candidato perfecto para el cargo de director general de la compañía de Roger, es propietario de una pintura muy valiosa. Roger ve que le ha llegado la oportunidad de alcanzar definitivamente la independencia económica y empieza a planear el robo del cuadro. (FILMAFFINITY)

No me suelen dar buena espina las películas cuyo poster atesora frases del tipo “de los productores de (ponga aquí su éxito favorito)”. Siempre me ha dado la sensación de es una carta de presentación inválida (aún no conozco a una productora que no haya apadrinado algún bodrio tras un éxito rotundo). En esta ocasión, mis miedos eran infundados y me alegré de comprobar que Headhunters ofrece más de lo que en un principio pudiera parecer, entretiene y por si fuera poco, destila mala leche por los cuatro costados.

Headhunters, sin llegar a ser una obra maestra, es una digna muestra de cine negro llegada desde las frías tierras noruegas. La historia comienza despacio, con esa aparente falta de ritmo que muestran todas las producciones/novelas nórdicas, pero tras las oportunas presentaciones de personajes, un hecho en la vida de nuestro protagonista da un vuelco a la historia, momento en el cual todo se acelera de manera vertiginosa, hasta desembocar en un final que alguno ya ha tachado de alocado y esperpéntico, aunque yo disfrutara horrores. No estamos ante cine negro al uso, a pesar de que me alegró encontrar puntos clásicos como la voz en off del narrador (si… a mi me gusta). En Headhunters se mezclan el thriller y la comedia negra a partes iguales y es este género el que a mi parecer, impulsa la película más allá de donde hubiera llegado de haber faltado alguna deesas estrambóticas y desafortunadas situaciones que sufre nuestro protagonista.

Aksel Hennie da vida a Roger, un cazatalentos de una gran compañía que para mantener su ostentoso tren de vida, roba obras de arte por las noches. Roger es un tipo con un complejo de inferioridad muy marcado (repite varias veces todo lo que ha conseguido con sólo un metro sesenta y ocho de altura) y necesita de su vida oculta para autoafirmarse. Al comienzo de la historia la empatía entre el espectador y el protagonista es nula (en mi caso incluso negativa), pero poco a poco Hennie va consiguiendo que cojamos cariño a un perdedor al que casi al final de la historia estamos intentando ayudar por todos los medios. Un gran trabajo. Al igual que Hennie, Nikolaj Coster-Waldau, conocido ahora en España por su interpretación de Jaime “Matareyes” Lanister en la serie Juego de Tronos, tiene unos registros realmente estupendos. Coster-Waldau da vida a Clas Greve, que se convertirá en la némesis de nuestro cazatalentos, protagonizando las escenas más sórdidas de la historia. Ellos dos, junto a los continuos giros de guión (alguno realmente bueno), son los protagonistas absolutos del film, a pesar de que el reparto cumple con creces sus objetivos.

La violencia hace gala de presencia hacia el comienzo de la segunda mitad de metraje. No nos engañemos, hay escenas duras y brutales, a pesar de que el humor (más macabro que negro en algunas ocasiones), suavice un poco la situación. Realmente brutal la escena del camión. Palabrita.

Bien es cierto que Headhunters no me parece una película redonda, pues cuando termina, te das cuenta de que hay piñones del engranaje que no acaban de encajar y que, debido al ritmo alocado de la historia, has decidido conceder como válidos durante el visionado. Un segundo pase seguramente me plantearía serias dudas sobre ciertas carambolas del guión. Aún así, creo que son totalmente perdonables en favor del espectáculo. A esta sensación de que la falta algo, contribuye también un final demasiado idílico que a un servidor le chirría un poquillo (si nos atenemos a la sucesión de acontecimientos hasta ese momento).

En definitiva, Headhunters es una de esas historias que sorprende porque contiene bastante más de lo que pretendías encontrar dentro. Comienza lenta, pero cuando acelera no para hasta impactar en el muro de los títulos de crédito. Entretenida, violenta y repleta de giros que mantendrán al espectador totalmente alerta y arrancarán a más de uno alguna que otra sonrisa con escenas realmente espeluznantes. Muy recomendable y muy por encima de la media de la cartelera actual (junto a unas pocas pero honrosas excepciones).

Lo Mejor: Las interpretaciones de los protagonistas y el vertiginoso acelerar de la historia.
Lo Peor: El final y alguna que otra aparente incoherencia de guión.

Aksel Hennie Baard Owe destacamos Gunnar Skramstad Johnsen Headhunters Joachim Rafaelsen Lars Skramstad Johnsen Morten Tyldum Nikolaj Coster-Waldau Signe Tynning Synnøve Macody Lund

Acerca de Azid_Phreak

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Los campos marcados son obligatorios *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>